sábado, 1 de febrero de 2014

SIEMPRE TU








Mi cama aún guarda tu esencia
y el calor que emanaba tu cuerpo al estar entre mis brazos,
mil emociones se mezclan dentro de mí
al contemplar las escenas que tú y yo
protagonizamos en los momentos de ternura,
cuando nuestra necesidad de sentirnos se hacía tan presente.

Es imposible para mí no retornar a nuestro ayer, 
atesoro cada instante y vuelvo a sonreir
con tus ocurrencias y esa inocencia
que me hacía desearte cada vez más;
explorarte era mi pasatiempo favorito,
tus actitudes, tus temores, tu manera de querer,
me aferraban más a ti. 

Tú me enseñaste a conjugar el verbo amar
y a dejar mi mal humor atrás,
le diste color a mi vida y acariciaste mi alma
fuiste, eres y serás siempre tú.

SJBM.




No hay comentarios:

Publicar un comentario